Wall Street cierra mixto y aprovecha para seguir recogiendo beneficios

Wall Street cierra mixto después de tres sesiones con pérdidas (Dow Jones: -0,54%, Nasdaq: 0,02% y S&P 500: -0,09%), en un movimiento inversor que busca recoger beneficios tras los máximos históricos de la semana pasada y los 20.000 puntos logrados por el Dow Jones.

“Las caídas generalizadas de ayer en los mercados parecen ligadas al veto a refugiados e inmigrantes de Donald Trump“, explican los expertos de Carax AlphaValue. “No obstante, también puede utilizarse de excusa para un esperado (y saludable) ‘profit taking’ (recogida de beneficios)”, añaden, “dado que a nadie debe sorprenderle la actitud autoritaria y proteccionista (por ser generosos con los calificativos) del presidente de los EEUU”, concluyen.

Y es que Wall Street marcó máximos históricos la semana pasada y una corrección desde estos niveles de precios es totalmente normal desde el punto de vista del análisis técnico. Pese a la tendencia alcista de la bolsa neoyorquina, los mercados siempre se mueven en dientes de sierra y, para seguir subiendo, también necesitan corregir.

En este sentido, César Nuez, analista de Bolsamanía, comenta que el Dow Jones cubrió el hueco alcista del pasado miércoles en 19.912 puntos y que, mientras el índice no pierda el soporte de 19.677 puntos, seguirá ofreciendo un buen aspecto, con posibilidades de buscar los 20.300 puntos a corto plazo.

En la escena económica, el índice Case Shiller de precio de vivienda ha mostrado una subida interanual hasta noviembre del 5,3%, cifra que se ha situado por encima de la previsión del 5,0%. Y el índice manufacturero de Chicago ha bajado en enero hasta 50, por debajo del dato previsto de 55. Por último, el indicador de confianza del consumidor de enero también ha bajado más de lo esperado, hasta 111,8 desde 113,7.

No se esperan demasiadas novedades por parte de la Fed, sobre todo tras la subida de tipos de interés realizada el pasado mes de diciembre

Por otra parte, los inversores se preparan ya para la cita con la Reserva Federal (Fed) del próximo miércoles, a las ocho de la tarde hora española. Aunque no se esperan demasiadas novedades por parte de la Fed, sobre todo tras la subida de tipos de interés realizada el pasado mes de diciembre. Además, Yellen no dará rueda de prensa.

En los próximos días, los datos más importantes de la semana serán los de ISM manufacturero (miércoles) e ISM servicios (viernes) de enero, ya que permitirán conocer la evolución de los dos principales sectores económicos de EEUU. El viernes, también se publicará el Informe de Empleo de enero. El consenso prevé la creación de 165.000 puestos de trabajo y que la tasa de paro se mantenga en el 4,7%.

En lo que respecta a la temporada de resultados, las empresas que han presentado sus cuentas registran un comportamiento negativo. Exxon Mobil ha reducido sus ganancias a la mitad y ha caído un 1,14% en el Dow Jones, MasterCard se ha frenado un 2,75% tras sus resultados, Pfizer ha subido un 1,34%, Harley-Davidson se ha dejado un 1,54% y la minorista textil Under Armour se ha desplomado un 25,74% tras lanzar una advertencia de beneficios.

Además, tras el cierre será el turno de Apple, Electronic Arts y U.S. Steel. El miércoles será el turno de Facebook y las aseguradoras American Financial Group y MetLife. El jueves, presentarán la farmacéutica Merck y la tabaquera Philip Morris.

En el mercado de divisas, el euro sube un 0,94%, hasta 1,0795 dólares, después de que un asesor de Trump haya comentado que Alemania se beneficia de un euro infravalorado para impulsar sus exportaciones. Por su parte, el petróleo West Texas sube un 0,4%, hasta 52,86 dólares, mientras que el barril de Brent, de referencia en Europa, cotiza con una subida del 0,81% hasta los 55,68 dólares. La rentabilidad del bono americano a 10 años cae de forma moderada hasta el 2,46%.

Fuente: bolsamania.com


Source: Economia